Complete this form and receive a comprehensive mesothelioma & asbestos packet with detailed information about where to get treatment, legal options, how to cope, and much more.





Have you or a loved one been diagnosed with Mesothelioma, lung cancer or an asbestos-related disease?

Privacy Policy

Asbestos was used for decades in construction and shipbuilding. If you or someone close to you has worked as a drywaller, pipefitter, or in the Navy, you may have been exposed to harmful asbestos fibers. Learn more >

Mesothelioma is a deadly, elusive cancer caused by exposure to asbestos. We provide free resources to help you understand diagnosis, treatment, and more. Learn more >

Dealing with asbestos-related disease can be hard. Finding the right doctor or hospital can make all the difference. Click here to see how we can help. Learn more >

Mesothelioma doesn't have to tear your family apart. We help you and your family get through this difficult time together. Click here to learn more. Learn more >

Abogados especializados en mesotelioma

Cáncer de pulmón relacionado con la exposición al asbesto

El efecto sinérgico del tabaquismo y la exposición al asbesto

  • El tabaquismo es la causa directa del cáncer de pulmón. Después del radón, el
    asbesto es la causa más común del cáncer de pulmón.
  • Las personas que fuman tabaco tienen entre 4 y 8 veces más posibilidades de contraer cáncer de pulmón que el resto de la población.
  • Las personas que han trabajado con asbesto poseen entre 4 y 5 veces más riesgos de contraer cáncer de pulmón.
  • Las personas que fuman tabaco y además estuvieron expuestas al asbesto tienen 90% más de posibilidades de contraer cáncer de pulmón que quienes no fuman ni tuvieron contacto con este mineral.

Estas cifras son claras y alarmantes. No hay duda alguna de que tanto el tabaquismo como la exposición al asbesto aumentan en gran medida el riesgo de tener cáncer de pulmón. Cuando se combinan estos dos factores, es decir, cuando una persona que estuvo expuesta al asbesto también fuma, el factor de riesgo pasa a ser inmenso. Estos dos irritantes pulmonares se unen para aumentar el riesgo de contraer cáncer de pulmón no en un porcentaje bajo, sino que por el contrario, este porcentaje de riesgo es 90 veces mayor que el de una persona que no posee ninguno de ellos. Los científicos lo denominaron efecto sinérgico.

El problema es que las lesiones pulmonares causadas por los más de 50 cancerígenos (agentes que provocan cáncer) que se encuentran en los cigarrillos de tabaco, así como también otras sustancias químicas, irritantes y toxinas, hacen que los fumadores sean más susceptibles a otros irritantes, tales como las fibras de asbesto que inhalan. Si usted estuvo expuesto al asbesto, es un motivo más que suficiente para dejar de fumar.

Existen buenas noticias para los fumadores que estuvieron expuestos al asbesto. Las investigaciones demuestran que si deja de fumar, los pulmones pueden comenzar a sanarse solos. Por cada año que no fuma, se reduce el riesgo de contraer cáncer de pulmón. Después de diez años de haber apagado su último cigarrillo, el riesgo de que contraiga cáncer de pulmón habrá disminuido de 90 veces más que el de una persona que nunca fumó o estuvo expuesta al asbesto hasta 4 o 5 veces más; el mismo riesgo que posee un no fumador expuesto al asbesto.

Consideraciones legales

Debido a que el tabaquismo está muy asociado con el cáncer de pulmón, presentar una demanda relacionada con asbesto
para una persona que fuma puede representar un desafío importante para el abogado especialista en estos casos. Si usted fuma o fumó, y tiene cáncer de pulmón en lugar de mesotelioma, un abogado defensor de la industria del asbesto podría argumentar que fue el tabaco lo que causó el cáncer y no la exposición al asbesto.

El abogado defensor en un caso por asbesto podría también aducir que usted mismo contribuyó a su enfermedad por haber fumado, y, por consiguiente, el demandado no sería responsable de su cáncer de pulmón ni tendría que pagar ninguna compensación.

De una manera muy interesante, las empresas de asbesto, en más de una ocasión, se unieron con quienes las habían demandado a ellas en primer lugar, para demandar a las tabacaleras por contribuir a que las personas que estuvieron expuestas al asbesto contrajeran cáncer de pulmón. De acuerdo con una demanda presentada (y rechazada) en el 2001, las tabacaleras se enteraron y ocultaron deliberadamente el hecho de que el uso de productos con tabaco aumentaban en gran medida los riesgos de contraer cáncer de pulmón en aquellas personas que estuvieron expuestas al asbesto. En algunos casos, los demandados por asbesto, demandados por fumadores, intentaron apelar sobre la base de que los demandantes contribuyeron en el desarrollo de dicho cáncer.

El enorme caudal de demandas por asbesto y por cáncer causado por el tabaco parece estar dando un giro a medida que hay más información sobre cómo se manifiesta el cáncer de pulmón, y a medida que los tribunales empiezan a responsabilizar a las tabacaleras por las lesiones provocadas por el cigarrillo. En Australia, donde no se aceptan demandas por asbesto por parte de un fumador, un juez otorgó una compensación a la hija de un hombre con cáncer de pulmón basándose en que el cáncer no había sido causado por el cigarrillo o por la exposición al asbesto por separado, sino por la acción de ambos factores combinados. El fallo de agosto de 2005 abre las puertas a cientos de otros empleados a quienes les fue negada la compensación en las demandas por asbesto en Australia.

La posición de las tabacaleras en cuanto a la responsabilidad financiera parcial por lesiones en las demandas por asbesto está muy bien resumida en las siguientes declaraciones publicadas en el sitio de Internet de una de las tabacaleras más importantes:

  • Creemos que no hay fundamentos legales para que los fondos de fideicomiso relacionados con el asbesto o las empresas de asbesto recuperen dinero de las compañías tabacaleras para compensar las demandas por lesiones contra ellas o los acuerdos pagados por la industria del asbesto.
  • De manera similar a otras demandas para la recuperación de costos de terceros, estas demandas son demasiado vagas para respaldar algún tipo de compensación legal.

Ha habido al menos un caso en el que el tabaquismo y la exposición al asbesto iban de la mano. Hay muchos informes entre 1952 y 1956 acerca de que la tabacalera Lorillard vendió más de 10 mil millones de cigarrillos Kent con filtro Micronite,
que estaba compuesto por algodón, acetato y crocidolita, el tipo de asbesto más cancerígeno. A pesar de que los estudios realizados en 1954 demostraron que estas fibras de asbesto con forma de aguja que se encontraban en el filtro eran inhaladas por los fumadores, la tabacalera no cambió dichos filtros sino hasta 1956. Irónicamente, Lorillard hablaba de los beneficios para la salud que poseían los filtros en las publicidades en el Journal of the American Medical Association (Períodico de la Asociación Médica de los Estados Unidos). Otras publicidades decían que el filtro “ofrece la mayor protección para la salud en toda la historia del cigarrillo”. La crocidolita está estrechamente asociada con el mesotelioma.

Ya sea que usted fume o no, si manifiesta cáncer de pulmón después de haber estado expuesto al asbesto, es posible que pueda pedir compensación por lesiones. Un abogado que trabaja con casos de lesiones físicas provocadas por el asbesto puede ayudarlo a obtener la compensación que usted merece.

home  |  asbestos  |  mesothelioma  |  treatment  |  legal options  |  veterans  |  clinical trials  |  press  |  helpful resources  |  contact us  |  articles  |  blog  |  about  |  locations  |  sitemap  |  Log in
Copyright © 2004-2011 This Website has been prepared solely for the purpose of providing information about Williams Hart Law Firm, L.L.P., and the services and products it offers. Click here for the full disclaimer. Attorneys are licensed only in the state of Texas unless otherwise indicated in the biographical section. Past performance is no guarantee of future results. Williams Hart's primary office is located in Texas. Terms of Use.
8441 Gulf Freeway, Suite 600, Houston, TX 77017-5051 -- 800-781-3955